archivos

Twitter

Esta categoría contiene 7 entradas

L’esperit d’un temps en el periodisme barceloní i un detall gentil d’un bon amic

La vida és plena d’anècdotes i 50 anys de pràctica continuada del periodisme professional donen per a moltes. N’he vistes de tots colors i he conegut tota mena de gent, fins i tot aquella que no hauries de conèixer mai. Però he tingut la sort de fer un munt d’amics, tractar persones interessants i agradables i fins i tot de convertir algunes d’elles en amistats duradores. Una altra sort ha estat formar part d’una generació de periodistes que, d’una manera o altra, ens sentiem tots tripulants del mateix vaixell i còmplices d’una aventura no només professional sinó cívica i generacional: ser periodista era la manera que teniem de dur a terme allò per al que ens sentiem cridats, que era viure una vida digna, descobrir el món i transformar-lo, aportar a la nostra societat una manera de veure les coses renovadora i lluitar per la democràcia mitjançant l’expressió crítica de les idees i la referència fiable de l’actualitat.

Barcelona i les seves redaccions eren molt diferents al 1970. Es cobraven sous de misèria i la majoria de periodistes estaven pluriocupats, com ara, la prosperitat relativa ha durat només unes dues o tres dècades, entre que les publicacions van començar a ser negoci i que els editors van perdre el nord o van ser substituïts per gestors d’inversions. Els periodistes no érem famosos ni coneguts, tret d’alguns personatges de la televisió i la ràdio, sempre els mateixos, però erem cada cop més respectats pels lectors perquè sabien que treballàvem per a ells i no per als polítics, els bancs o vés a saber quin altre interès. A moltes redaccions regnava un clima autoritari només suavitzat per alguns redactors en cap que compartien amb nosaltres l’aspiració a un periodisme democràtic. Quan es va fundar el Grup de Periodistes Democràtics es va donar un salt qualitatiu, i en el grup es va consolidar una aliança entre periodistes joves i veterans, entre demòcrates liberals i esquerranistes, entre catalanistes i no catalanistes, de la qual va sortir un cert estil i lideratge professional que ha estat vigent fins fa poc.

Qualsevol temps passat sempre ha estat pitjor i aquell nostre també. Però quan ens trobem entre els que no hem estat delmats per les regulacions d’ocupació o les prejubilacions que han deixat les plantilles reduïdes a manats d’executors de llibres d’estil ens sabem reconèixer els uns als altres i entre nosaltres aquella aspiració a un periodisme de qualitat que no sé si hem sapigut transmetre als nostres successors. Un dia la cadena de transmissió de l’esperit professional es va trencar per llei de vida o indústria i no hem sapigut recomposar-la; la feina de les facultats de comunicació va per altres viaranys necessaris.

Fa un parell de dies un company d’aquells temps, Toni Rodríguez Pujol, que fou redactor de El Correo Catalán –diari ja desaparegut, com tots els que es publicaven en vida de Franco, tret de La Vanguardia— em va citar en la seva columna habitual al digital elplural.es, fundat per Enric Sopena, un altre destacat lluitador pel periodisme democràtic en aquella dècada prodigiosa. Toni, avui president executiu de la més prestigiosa agència de comunicació barcelonina, Intermèdia, escriu cada setmana un diàleg de ficció entre dos personatges que comenten l’actualitat, del qual els lectors d’idees més diverses poden treure cadascún les conclusions que creuen més convenients. En aquesta ocasió, els personatges parlaven del conflicte del taxi es referien a un servidor d’aquesta manera:

“O -No diguis xorrades, Quico. No em negaràs que darrere les noves fórmules de negoci hi ha un munt de gent que s’està forrant a costa dels altres.

K -No es tracta d’això. Guanyar diners no ha estat mai cap pecat. En aquest sentit encara n’hem d’aprendre molt dels protestants. Del que es tracta és de no girar l’esquena a la nova economia i tothom hi sortirà guanyant. Coneixes a Gabi Jaraba?

O- Sí, aquell periodista que vam conèixer de joves. Era maçó i comunista? Encara n’és?

K- Sí. Deu ser el darrer comunista de Barcelona. De tant en tant llegeixo el seu blog. Diu que la tecnologia no ha estat mai enemiga de la lluita de classes, que Lenin ja deia que el comunisme “és igual a socialisme més electricitat” i que si no fos pel cable submarí del canal de la Mànega no s’haurien pogut coordinar els sindicalistes francesos i britànics per convocar la conferència de la Primera Internacional, l’any 1884. Com ho veus?”.

Aquests gestos de simpatia són detalls que sempre cal agrair, no només per la cortesia sinó perquè són denotatius de les complicitats d’aquell temps que he explicat. I sobre tot perquè l’autor s’ha pres la molèstia de llegir la meva tesi doctoral, on apareix citat aquest episodi de la lluita obrera del segle XIX, referit en la investigació per David de Ugarte. No sé si sóc “el darrer comunista de Barcelona” perquè n’hi ha uns quants més, sí sóc un socialista de tradició comunista que forma part de Comunistes de Catalunya perquè a casa em van ensenyar que s’havia de ser membre d’un sindicat, d’un centre excursionista i del partit comunista. I formo part de la francmaçoneria catalana, seguint la tradició de Lluís Companys, Ventura Gassol, Andreu Nin, Josep Andreu i Abelló i Emili Vendrell, a la Gran Logia Simbólica Española i al Supremo Consejo Masónico de España. Per a alguns, dèries de gent excèntrica que quan es fa gran es radicalitza en lloc de fer-se conservador –jo, que sempre he estat i sóc un moderat, i que a diferència de molts amics considero elogiós que em diguin socialdemòcrata– però per a mi i per a la gent que em coneix, com en Toni, una manera de seguir donant testimoniatge de que ni ens vam rendir amb Franco viu ni ho farem ara amb tants nous aprenents de dictadors locals que encara no es reconèixen com a tals. Morir per una idea, sí, però que sigui de mort lenta, com cantava aquell.

Toni Rodríguez Pujol, a El Plural: “Taxistes, ludistes i turistes, una relació difícil

Intermèdia, agència de comunicació

Tesi doctoral de Gabriel Jaraba: “De qué conversan los periodistas españoles en Twitter. Un estudio de contenidos y tendencias en la tuiteresfera española”

Fotografia: una de les sessions Intermèdia Confidencial, que celebra l’agència, amb Simon Manley, embaixador del Regne Unit a Espanya. A la seva esquerra, Toni Rodríguez Pujol, president executiu d’Intermèdia i a la dreta, Albert Ortas Serrano, director general de l’agència.

 

Hablando de Twitter en Spainmedia Radio

Los colegas de Spainmedia Radio tuvieron la amabilidad de llamarme para hablar sobre Twitter y sus usos periodísticos, de modo que coincidí en su antena con Isaías Lafuente, periodista de la Cadena SER, profesor de periodismo y dramaturgo, con quien coincidí en lo fundamental: Twitter es una excelente herramienta para los periodistas que debe ser utilizada con inteligencia. Y me alegró coincidir en algo más: la brevedad de los mensajes de Twitter no empobrece el pensamiento ni su expresión antes al contrario: la misma titulación periodística demuestra, desde hace décadas, que es posible expresar ideas complejas con brevedad extrema.

Una vez emitida la entrevista, Spainmedia Radio tuvieron difundió el podcast por Twitter:

Podéis escuchar el podcast en este enlace.

Y descargaros en PDF mi tesis doctoral: “De qué conversan los periodistas españoles en Twitter”.

Ver el sumario de mi libro “Twitter para periodistas” y más cosas.

https://platform.twitter.com/widgets.js

Un fragmento de la introducción:

El periodismo tuiteado no es menos periodismo sino más

Twitter aparece en un momento que la “sociedad líquida” teorizada por Zygmunt Bauman se muestra como tal en todo su –digamos— esplendor. El minimalismo twitteriano parece responder a una hipotética deconstrucción postmoderna del discurso informativo que otrora fue excelente en forma de informaciones debidamente contrastadas o crónicas adecuadamente contextualizadas. Sin embargo, las características fundacionales de Twitter se corresponden con las del gran periodismo informativo del siglo XX, cuando nuestra profesión se desmarcó del periodismo literario y político partidista del siglo XIX, aspiró a situarse en la centralidad de la cultura contemporánea de manera independiente de la literatura y cabalgó a lomos de las innovaciones tecnológicas en la composición de textos, la impresión en rotativa, la telegrafía, la radio y la fotografía. La información como primado, la tecnología como sustento de los formatos expresivos y la difusión masiva y rápida como vocación de servicio a la sociedad, en suma.

Veamos cómo Twitter responde a las cualidades quintaesenciales del periodismo moderno, que ha constituido el paradigma de excelencia al que nuestra profesión aspira invariablemente:

Twitter consiste en textos de microescritura redactados en un máximo de 140 caracteres.El periodismo moderno surge con el concepto de titulación informativa, que aspira a sintetizar en una frase directa lo esencial de la información a la que encabeza.El flujo de Twitter (timeline) es una sucesión de mensajes publicados en forma de cronología inversa en un entorno gráfico muy sucinto, con un efecto general minimalista.

Los periódicos modernos se desarrollan, a lo largo de los siglos XX y XXI, a través de una concepción del diseño periodístico que se independiza como especialidad profesional e incluso género, y avanzan por una línea que prioriza una tipografía limpia y una composición que priman la jerarquización de las noticias, obviando elementos ornamentales.

La excelencia informativa del periodismo moderno se expresa en la claridad, concisión e impacto informativo del titular. El titular debe responder fielmente al contenido del cuerpo de la información y a la realidad del hecho al que responde la narración periodística. La manipulación, amarillista o política, suele darse en el fraude en la redacción de los titulares.

Twitter es información condensada en un mensaje breve que se constituye de hecho en titular tanto si es considerado un avance informativo como de una microinformación. Su valor viene dado por la fiabilidad de lo que refiere, la precisión en la forma en que lo hace y la corrección en su expresión lingüística.

Twitter es información inmediata, transmisión instantánea, rapidez máxima en la comunicación. Ello hace que cada tuit tenga una vida brevísima, sujeta a ese fluir constante, y que las timelines sean de una fungibilidad extrema.

El periodismo moderno aspira a la máxima rapidez en el servicio de la noticia y nace con la aplicación del telégrafo a misiones de información periodística. La concepción sucinta de los titulares, la idea de lead y la estructura de pirámide invertida en la redacción informativa son consecuencia de la determinación tecnológica del medio telegráfico.

Twitter produce un flujo incesante de mensajes, llevando al paroxismo la ruptura del propio concepto de periodicidad que ha ejercido la red desde sus mismos inicios. La sobreabundancia de información que contribuye a producir puede conducir a la infoxicación.

La vieja aspiración a la inmediatez informativa instaurada por el telégrafo se corresponde con el ánimo de producir un efecto de información total: el medio informativo pretende ser excelente en proporcionar el máximo de información al máximo de personas en el mínimo tiempo. Internet remata la jugada iniciada por la radio informativa y la televisión noticiosa de 24 horas al día. Twitter es la expresión más depurada de esa aspiración del periodismo informativo moderno.

Tanto Twitter como el periódico moderno  cumplen la cuarta de las leyes de los medios propuestas por Marshall McLuhan: “Cada forma, llevada al límite de su potencial, invierte sus características y se transforma en algo nuevo”.

Presentación y contenido del libro “Twitter para periodistas”, Ed. UOC.

Defensa de la tesis doctoral: Doctor en Ciencias de la Comunicación y Periodismo

El pasado jueves 23 de noviembre defendí mi tesis doctoral en Facultad de Ciencias de la Comunicación de la Universidad Autónoma de Barcelona. Fue el final de un largo recorrido no solamente académico sino personal: las personas que nos doctoramos a una edad mayor no lo hacemos para introducirnos en la carrera investigadora sino como culminación de una vida. En mi caso marca el final definitivo de mi condición autodidacta. Fui uno de tantos jóvenes obreros de los años 60 que aspirábamos no sólo a una vida mejor sino a comprender el mundo para transformarlo. El lema de “la alianza de las fuerzas del trabajo y de la cultura” fue para mí más que una frase, una consigna. Pero la falta de oportunidades económicas y sociales me llevó por lo primero aunque no renuncié a lo segundo: leí todo lo que cayó en mis manos y estudié por mi cuenta obstinadamente. El periodismo me permitió acceder a él de manera autodidacta, ya que unia una escritura de nivel profesional que había asimilado con la lectura y la curiosidad infinita que debe caracterizar a todo periodista. Después de una larga carrera profesional en todos los medios, tuve la ocurrencia de matricularme, con 50 años cumplidos, de primero de Periodismo en la UAB. Y así hasta hoy, pasando por el programa de doctorado antiguo y transitando hasta el renovado hasta ser Doctor en Ciencias de la Comunicación y Periodismo. En este periodo he sido, y sigo siendo, docente e investigador, vinculado al Gabinete de Comunicación y Educación de la UAB.

En el largo periodo en que he cursado el doctorado he tenido la enorme suerte de contar con el doctor Santiago Tejedor como mentor y director de tesis. Interesados ambos por la investigación de la Web 2.0, las transformaciones de la comunicación fruto del tsunami digital y la educación como modo de empoderamiento de los jóvenes, hemos emprendido juntos un camino que no cesa, en el que hemos hecho publicaciones juntos y juntos hemos llevado adelante la docencia del ciberperiodismo en nuestra facultad. Ahora publicaremos algunos artículos en revistas científicas a partir de la tesis.

El dia de la defensa de la tesis fue una jornada memorable. Me acompañó mi familia y mis amigos más íntimos, y estuvo presente la rectora de la UAB, doctora Margarita Arboix. El tribunal fue de lujo: José Manuel Pérez Tornero, director del Gabinete de Comunicación y Educación de la UAB y asesor de la Comisión Europea en la materia; Manuel Ángel Vázquez Medel, catedrático de la Universidad de Sevilla e investigador de las nuevas ciencias sociales del futuro inmediato, y Santos Gracia, directivo de la Fundación Universitaria Iberoamericana, que acababa de llegar de Angola donde está fundando una universidad. Los tres fueron enormemente generosos conmigo, valoraron mi esfuerzo e investigación y quisieron apreciar que mi aportación no solamente era científica sino profesional, al representar a mi generación de periodistas. Recibí, además, las felicitaciones de la decana de la Facultad de Ciencias de la Comunicación de la UAB, doctora Maria José Recoder, y de la directora del Departamento de Periodismo y Ciencias de la Comunicación, catedrática doctora Charo Lacalle. Todos ellos me regalaron uno de los días más felices de mi vida, y a todos ellos quedo profundamente reconocido. El reconocimiento alcanzó, como era debido, al doctor Santiago Tejedor, por su esfuerzo en guiarme en mi investigación. El tribunal ha tenido a bien conceder la calificación de Excelente Cum Laude.

La tesis, titulada “De qué conversan los periodistas españoles en Twitter. Un estudio de contenidos y tendencias en la tuiteresfera española”, es un intento de percibir, de entre el tuiteo de los profesionales de la información, indicios y tendencias de innovación en el periodismo, sus temáticas y abordajes, así como del papel de internet y las redes sociales en el proceso de transformación que está sufriendo. Analizo 3.500 tuits emitidos durante siete semanas y las portadas de diarios de referencia de ese periodo, a partir de dos muestras de periodistas tuiteros, mediante el método de análisis de contenido. Realizo además el ejercicio de exploración metodológica que implica adaptar el análisis de contenido a las nuevas realidades digitales.

El tribunal consideró que he efectuado unas aportaciones innovadoras y que esa exploración metodológica es valiosa.

Descargar la tesis doctoral “De qué conversan los periodistas españoles en Twitter. Un estudio de contenidos y tendencias en la tuiteresfera española” (270 págs. en PDF):

Tesis Gabriel Jaraba definitiva

El trabajo de campo, con todos los tuits y portadas, se puede consultar en el blog de la investigación.

Voy construyendo, además, un wiki con recursos y materiales sobre Twitter.

Y sigue disponible mi libro Twitter para periodistas, un manual para profesionales útil también para todos los tuiteros.

Fotografía: un momento de la defensa de la tesis en la Facultad de Ciencias de la Comunicación de la UAB.

Present al ranking de periodistes i comunicadors catalans a Twitter i Klout

Aquest mes he entrat a formar part del ranking de periodistes i comunicadors catalans que confegeix Saül Gordillo, que recull més d’un miler de professionals classificats segons el seu nombre de seguidors a Twitter i la seva quota d’influència a Klout. Jo hi figuro en el lloc 923 (sobre 1.045) amb 1.333 tuitaires seguidors i un 62 (sobre 100) de quota d’influència a Klout.

Saül Gordillo, actualment director de Catalunya Ràdio, va ser, abans que director de continguts digitals d’El Periódico, un dels primers periodistes catalans que van entendre el que la web 2.0 arribaria a representar, i un dels pocs actors de l’esfera digital catalana que va percebre la importància dels blogs i dels nous mitjans socials. Mentrestant, els escriptors que es dignaven fer-hi cas consideraven que els blogs eren mers dietaris literaris, i d’aquí l’horripilant opció de “bloc” per a designar els weblogs que va adoptar el Termcat, donant origen a un terme confús i equívoc que encara molts mitjans, institucions i grups s’entesten a utilitzar.

Agraeixo en Saül haver-m’hi inclós, perquè sempre és agradable ser present als llocs on hi passen coses i on et fas visible per tal que qui vulgui pugui aprofitar les teves modestes aportacions i per la seva gentilesa en haver-me fet atenció.

Ranking de periodistes i comunicadors catalans a Twitter i Klout

Blog de Saül Gordillo

@saulgordillo

@GabrielJaraba

 

Twitter, jóvenes y periodismo: respuestas a un cuestionario

facucom-uab

Un grupo de alumnos de Periodismo de mi facultad me pide una entrevista para hablar de Twitter y los jóvenes. Saben que aunque este tema no entra estrictamente en mi tesis doctoral sobre la red del pajarillo azul, me interesa especialmente la pedagogía crítica de las redes sociales entre la juventud. He dado respuestas muy concretas que espero puedan ser útiles

— ¿Diría que Twitter es una de las redes sociales con más influencia y con más utilidades entre las que existen actualmente? ¿Una de las que más atrae al público? ¿Por qué?

Las dos redes sociales con mayor número de seguidores en el mundo son Facebook y You Tube, por este orden. Twitter es la tercera en términos generales. Atrae por su popularidad, por su estructura esencial y sobria, por el alto potencial de viralidad y porque los medios la han hecho popular hablando mucho de ella.

— ¿Qué puede ofrecernos Twiter que no tenga otra red social?

Una estructura asimétrica (no es necesario seguir para ser seguido y vicceversa). Una estructura esencial y sucinta, minimalista y elegante y al mismo tiempo potente. Una dimensión que va más allá de una red social: es un verdadero medio de comunicación, pues a diferencia de otras (aunque no solo por eso) sus contenidos son totalmente públicos. Nos ofrece además la estructura de 140 caracteres por tuit, lo que obliga a sintetizar, a expresarse con calidad y eficiencia, a disponer de riqueza de léxico, a ser excelentes en el razonamiento y la capacidad argumentativa. Eso la hace de especial interés para los periodistas.

— ¿En qué sentido, tanto negativamente como positivamente, Twiter afecta a los jóvenes?

— Cualquier cosa de este mundo puede afectar tanto negativamente como positivamente a los jóvenes y a cualquier persona de cualquier edad. Esa visión “preventiva” de la comunicación es un vestigio, que lamentablemente persiste, de una visión puritana, pseudorreligiosa y curial de la comunicación social. Ya que todo nos afecta, la cuestión es cómo construir cada cual un potencial de pensamiento crítico adecuado para funcionar tanto en la comunicación y en la sociedad.

—  Twitter cada vez más aumenta su presencia en la política, la cultura y el entretenimiento. ¿Cree que en un futuro próximo será la única manera de informarse de los jóvenes?

— Nadie sabe cómo se informarán los jóvenes en el futuro, tanto próximo como lejano. De hecho, nadie sabe cómo se informará nadie. Si se supiera ahora mismo habría unos cuantos millonarios potenciales por ahí, y no es el caso. No creo que los jóvenes apunten hacia Twitter, porque se inclinan hacia modos más cálidos de comunicar: Whatsapp. Ahí está el detalle: los jóvenes, cuando buscan comunicación, buscan una comunicación que potencie sus relaciones entre iguales, les ayude a construir su identidad mediante comparación, reconocimiento y autoafirmación y les haga sentir que ocupan un lugar en el mundo.

— ¿De qué manera los jóvenes le podrían sacar más partido a Twiter?

— Utilizando con más habilidad sus recursos lingüísticos, aumentando su léxico, gozando del debate o conversación enriquecidos por la argumentación sólida, manteniéndose conectados al pulso de la actualidad, siguiendo tuiteros de calidad y tomando notas de la inagotable riqueza cultural e informativa que se desprende de sus cuentas. Y sobre todo, construyendo una red propia de relaciones que les enriquezca y potencie.

— ¿Cree que los jóvenes que aún son reticentes a usar Twitter (que cada vez son menos) al final sucumbirán y este se convertirá en un elemento más de la vida de todas las personas, dejando de ser una moda? ¿O más bien es algo pasajero?

— Twitter ha dejado ya de ser una moda, cosa que no implica que muchos de usuarios lo utilicen en clave de moda. Twitter es ya un medio de comunicación abierto, público y de alcance mundial. Se sumarán a Twitter los jóvenes inteligentes que sepan percibir su enorme potencial y utilizarlo.

— ¿Cree que las opciones que presenta Twitter (con la limitación de caracteres, por ejemplo) pueden ser una buena herramienta para el periodista para poder realizar su trabajo, el de informar?

— La limitación de caracteres nace hace más de un siglo, con la aparición del periodismo moderno: titulares, leads, extensión limitada de los textos en páginas diseñadas bajo una estructura de jerarquización informativa. Twitter es consecuencia de ese proceso y una destilación quintaesencial del mismo. El tuit informativo equivale a un titular periodístico y requiere de la misma capacidad de síntesis eficiente en términos periodísticos, comunicacionales y lingüísticos. Los periodistas deberían demostrar su excelencia en este campo y sin embargo muchos lo desaprovechan en aras de un pseudoperiodismo de opinión de baja calidad.

— ¿Cree que Twitter tiene margen de mejora? ¿Qué aspectos no le gustan o le gustaría modificar para utilizarlo como canal de comunicación?

— El problema actual de Twitter no es mejorar sino no empeorar. Al haber salido a bolsa, empieza a notarse cierta influencia de los accionistas sobre los gestores de la plataforma. El primer riesgo es la tentación de facebookizarlo; ahí está la sustitución de la estrella de “favorito” por el corazón de “me gusta”. Twitter tiene que permanecer fiel a si mismo, a su estructura sucinta, esencial y minimalísticamente elegante. El problema es que su aparente simplicidad engaña, y se quiere complicarlo innecesariamente. El añadido de funciones lo ha enriquecido en algunos aspectos (vídeos, imágenes) pero el riesgo de convertirlo en un caos de funciones que no añaden nada informativamente y debilitan la contundencia fruto de la simplicidad aparente sigue ahí.

Fotografía:Facultad de Ciencias de la Comunicación de la UAB.

 

Corazón en vez de estrella: Twitter se emocionaliza

twitter emocion

Un simple cambio de icono ha causado rumores de fronda en Twitter. Más bien entre los usuarios más empèñosos de la plataforma, los más identificados con la imagen y estructura minimalistas, sucintas, elegantes y por ello potentísimas de la red del pajarillo. La estrella con la que se marcaba un tuit como favorito ha sido sustituida por un corazón, con el que se indica que un mensaje “me gusta”. ¡Horror, terror y pavor! ¡Twitter se facebookea!, dicen los fundamentalistas (y yo mismo pensé anoche, al descubrir el cambio).

Marcar como “favorito” un mensaje en una red social no es lo mismo que decir que “me gusta”. Lo primero indica que lo distinguimos, lo ponemos aparte, lo guardamos para luego. No hay implicación emocional necesaria en esas acciones, meros prodecedimientos de orden. A lo sumo, dejamos entrever al emisor del tuit que nos hemos interesado por él; a menudo, el favoriteo en Twitter significa esa leve y elegante insinuación.

Esa elegancia de diseño y de función forma parte de la arquitectura semántica y relacional de Twitter desde su fundación. Es una estructura sucinta y minimalista que permite tanto un intenso flujo comunicacional como el contacto puntual entre usuarios, la interpelación, el envío de mensajes, la alusión y la redifusión de los tuits. El paso de favorito a me gusta desequilibra ese diseño global y lo inclina hacia otro modelo.

La introducción del corazón de “me gusta” es un intento de asimilar la lógica de Twitter a la de otras redes sociales. Vine y Periscope, propiedad de Twitter, lo incorporan. Pero la razón de su implantación ha sido el enriquecimiento que Facebook ha hecho de los emoticonos disponibles en su acción “me gusta” que diversifican y matizan el interés demostrado por el mensaje: me gusta, me encanta, me divierte, me asombra… Afortunadamente, la cosa no ha ido más lejos. De momento. Pero el paso significa claramente una aproximación de Twitter a las lógicas de Facebook.

¿Es esto que digo una exageración? ¿Por un simple corazoncillo colorado? No; porque Twitter y Facebook funcionan con lógicas distintas. La fundamental es el eje de sus respectivas estructuras. Facebook es una red simétrica y Twitter no lo es. En Facebook haces “amigos”; seguir a alguien implica ser seguido por él y viceversa. Tus posts aparecen en el muro de tu amigo y los suyos en el tuyo. Quien ingrese en tu vida facebookiana verá tu muro y en él los posts de los amigos que sigues pero no sus muros directamente. Twitter, en cambio, es una red asimétrica. Seguir a alguien no exige ser seguido a su vez. Y todas las comunicaciones emitidas son públicas. En el primer caso, la “amistad” en Facebook implica una cierta familiaridad, y la mayoría de usuarios esperan que quienes les pidan “ser amigos” les conozcan de algo por lo menos. Twitter no es un espacio de encuentro de amigos sino un medio de comunicación. En este último, una expresión emocional (un corazón) si no está fuera de lugar resulta algo incoherente con el marco.

No se hundirá el mundo tuiteriano por un quitamé allá ese corazón. Pero muchos usuarios como yo nos sentimos cómodos en un entorno que por su minimalismo propicia la moderación o por lo menos la economía de gestos. Twitter funciona bien como está, y lo que funciona no se cambia. Los problemas financieros y bursátiles de la firma hay que buscarlos en otro lugar.

News Reputation explica muy bien las repercusiones del error del corazón, con más argumentos y razones técnicas.

En mi libro Twitter para periodistas señalo una serie de buenas prácticas que pueden ser adoptadas no sólo por los profesionales de la información.

Mundo Twitter, de José Luis Orihuela, es la introducción ideal para quienes deseen descubrir esta red.

Ilustración: Mashable.

Reseña de “Twitter para periodistas” en la Revista Latina de Comunicación Social

cubierta libro twitter

La Revista Latina de Comunicación, que publica la Universidad de la Laguna, ha publicado una reseña sobre mi libro Twitter para periodistas, que agradezco enormemente. El artículo, original de la profesora Lara Carrascosa Huertas, se refiere a Twitter como “una de las herramientas más útiles para un periodista” y considera que el libro es un buen manual para iniciarse en un uso más depurado de esa red.

La profesora toma nota del recelo que los 140 caracteres de un tuit despiertan en quienes no están familiarizados con Twitter, y advierte de que “Sin embargo, para manejar los 140 caracteres de Twitter de manera efectiva hace falta algo más. Y ese algo más es el que viene a desgranar el libro del periodista, escritor y profesor Gabriel Jaraba. Repartido en cuatro capítulos (“Twitter y los periodistas: gigantes a lomos de un enano”; “Acciones prácticas y metódicas para practicar el buen periodismo en Twitter”; “Hacia un uso avanzado de la red” y “Un poco más allá: algunas herramientas útiles”), el texto se convierte en una guía práctica y útil para desenvolverse en la red demicroblogging, aprovechando todas las herramientas que la misma ofrece u otros usuarios y empresas han creado”.

Carrascosa describe el contenido del libro explicando que “Jaraba comienza por enumerar los 15 usos periodísticos de Twitter, que van desde los más comunes y extrapolables al resto de usuarios (como la posibilidad de seguir a personas que te interesen) a los más específicos de la profesión periodística y aún por explotar (como las entrevistas por Twitter o las coberturas en directo a través de la red de microblogging). De todos ellos, el autor da indicaciones, consejos y fórmulas para alcanzar el mayor impacto posible. Asimismo, también se plantea que esta red social puede ser una mina de temas que el periodista puede investigar y desarrollar en su medio”. Y prosiguie: “Entre las indicaciones para sacar el máximo partido a Twitter, Jaraba plantea “diez buenas prácticas que confieren calidad y fiabilidad”. La primera de ellas deja claro que la brevedad no debe estar reñida con la constancia: “Twitter requiere una dedicación continuada y metódica”. El autor plantea que se deben marcar horarios y líneas a seguir en la red de microblogging. En este sentido, considera que “es mejor publicar un tuit diariamente que escribir muchos de golpe”. Asimismo, deja claro que el atractivo de Twitter es que es algo más que un canal de noticias: es una plataforma de conversación”.

La conclusión de la reseña es que Twitter para periodistas ha conseguido ser lo que pretendía. “Twitter para periodistas viene a responder a la perfección al subtítulo a la intención del autor que es explicar “cómo usar con profesionalidad el microblogging para sacar partido de la red”. Y lo hace con claridad expositiva y brevedad, dos de las características de Twitter que se extrapolan a este manual básico para el manejo eficiente de una red cuyas posibilidades están aún por explotar por el grueso de los periodistas y medios de comunicación”.

Reseña de Lara Carrascosa Huertas en Revista Latina de Comunicación Social.

Revista Latina de Comunicación Social, Universidad de La Laguna.

Resumen del contenido de Twitter para periodistas.

Comprar Twitter para periodistas (15 €).

BIENVENIDOS A MI BLOG

DR. GABRIEL JARABA
Doctor en Ciencias de la Comunicación y Periodismo.

Soy un periodista senior en ejercicio desde 1967, con experiencia en prensa, radio, televisión e internet. Me dedico a tareas académicas y de activismo social como Doctor en Ciencias de la Comunicación y Periodismo por la Universidad Autónoma de Barcelona. Actualmente sirvo como profesor en esa Universidad; en la Cátedra Internacional UNESCO Unaoc UniTwin de Alfabetización Mediática y Diálogo Intercultural, la Cátedra UNESCO de MIL para el Periodismo de Calidad, la Cátedra RTVE-UAB para la Innovación de los Informativos en la Sociedad Digital y en el Gabinete de Comunicación y Educación de la UAB.

Soy analista de la información y los medios en la Fundació Periodisme Plural y escribo en el diario Catalunya Plural. Hago investigación en comunicación, en redes sociales de internet y en humanidades digitales. Elaboro métodos de impulso de la creatividad y de gestión mental.

Autor de los libros Periodismo en Internet (Ed. Robinbook); Twitter para periodistas (Ed. UOC); Youtuber (Ed. Redbook) y ¡Hazlo con tu smartphone! (Ed. Redbook) y coautor de otras obras sobre comunicación y educación.

Como ciudadano promuevo el apoyo a Naciones Unidas en la perspectiva de Una Sola Humanidad, como colaborador de la ONG internacional World Goodwill – Buena Voluntad Mundial.  Soy miembro de la European Transpersonal Association y del Institut de Psicologia Transpersonal de Barcelona. Propongo un universalismo inclusivo basado en el humanismo y desde el catolicismo que ejemplifica el papa Francisco, y soy feligrés de la parroquia de Santa Anna.

Entre los 50 mejores blogs periodísticos

GABRIEL JARABA BLOG ha sido incluido en la relación de 50 blogs para periodistas sobre periodismo en español, publicada por eCuaderno.

Analista de la información y los medios en:

AL RANQUING DE PERIODISTES I COMUNICADORS CATALANS CURAT PER SAÜL GORDILLO

Introduce aquí tu correo electrónico para recibir actualizaciones de este blog.

Únete a otros 144 seguidores

SOY PROFESOR E INVESTIGADOR EN:

CATEDRA UNESCO DE MIL Y PERIODISMO DE CALIDAD

GABINETE DE COMUNICACIÓN Y EDUCACIÓN UAB

Profesor e investigador

UNIVERSITAT AUTÒNOMA DE BARCELONA

MASTER EN COMUNICACIÓN Y EDUCACIÓN

MENTOR

CERTIFICACIÓN PROFESIONAL EUROPEA EN PSICOTERAPIA Y PSICOLOGIA TRANSPERSONAL

noviembre 2019
L M X J V S D
« Oct    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930